Los hombres invisibles de Ramon Llinas

El artista contemporáneo Ramon Llinas impulsa personalmente el Proyecto Hombres Invisibles, una iniciativa para apoyar a los colectivos que están en riesgo de exclusión mediante el arte. El concepto de arte es difícil de definir y tiene varios puntos de vista. Lo podemos definir como «el acto o la facultad mediante la cual el ser humano imita o expresa y crea, copiando o fantaseando, aquello que es material o inmaterial, usando la materia, las texturas, la imagen, el sonido, la expresión corporal, o, simplemente, provocando la imaginación del que contempla su obra». Aquí definiremos qué son los «Hombres Invisibles» a través del Arte.

El Arte es difícil de definir, pero mucho más difícil de valorar. Y es que, al ser una profesión tan vocacional y abstracta, muchas veces, se infravalora la obra del artista. Sin embargo hoy en día que estamos viviendo tantas incertidumbres de tipo económico, el Arte ha recuperado su valor como activo de inversión. Muchas de las más bellas obras de arte que se han creado en el mundo y casi toda la producción de Arte Contemporáneo se encuentra almacenada en los puertos francos, sobretodo de Suiza, donde hay más obras de arte que en los museos. Estos puertos francos disponen de contenedores perfectamente equipados para la conservación y exposición de estas obras de arte y, mientras no salgan del puerto franco, todas las transacciones que se hagan están exentas de pago de impuestos. Así el mercado del Arte más líquido y rentable se encuentra en estos puertos francos.

Los artistas, detrás de cada cuadro, de cada actuación y de cada obra, transmiten un mensaje oculto, un importante mensaje que muchas veces debemos percibir simplemente observando. Los títulos de las obras o de las exposiciones también son una pista de lo que el artista quiere transmitir.

Muchos de los artistas que han llegado a ser reconocidos quieren aportar al mundo con su trayectoria su grano de arena para la paz social. Entre ellos hoy destacamos a Ramon Llinas, un pintor catalán con exposiciones en cuatro continentes y una importante obra de arte contemporáneo.

A lo largo de su recorrido profesional, ha trabajado varias disciplinas como el cine, la moda, la escultura y el diseño. Es miembro de la Junta de Museos de Cataluña y ha realizado importantes exposiciones en todo el mundo. La última, a finales del 2021 con el título «Renunció al cero» la Fundación Caja Rioja, patrocinada por CaixaBank. Esta exposición tuvo gran repercusión en los medios de comunicación y éxito de público y críticas.

Los cuadros de Ramon Llinas combinan la fuerza visual con unos textos que nos hacen reflexionar. Sus mensajes, de carácter social, pretenden despertar la conciencia del observador. Ramon Llinas aboga por la libertad en todos los aspectos de la sociedad: igualdad de género, de opciones sexuales, de pensamiento, de expresión artística…

En sus cuadros aparecen los que denominamos «hombres invisibles» o «espíritus abandonados» que hacen referencia a los migrantes que llegan a nuestro país por las Islas Canarias o por Ceuta y Melilla en patera o saltando la valla. Estos migrantes, cuando los CIES están saturados, son llevados en barco o avión por las autoridades a la península, no se hacen cargo de sus necesidades, ni regularizan su situación legal y los abandonan a su suerte.

Como frontera sur de la UE, España es receptora de un gran flujo migratorio. A parte de las pateras y de los que saltan la valla, también los que llegan por avión como falsos turistas procedentes de toda América latina. Al trasladar a los migrantes a la península sin regularizar su situación legal consiguen un doble objetivo:

  • En primer lugar mano de obra barata porque si un trabajador no tiene papeles, no puede tener contrato y por lo tanto las condiciones laborales son las que quiera el empleador: no hay salario mínimo, ni cotizaciones sociales, ni horarios, ni vacaciones, ni indemnizaciones por despido, ni derechos de ningún tipo.
  • En segundo lugar propician que esta marea de «hombres invisibles» prosiga su migración hacia el norte y son las que finalmente llegan a los campamentos de Calais a la espera de poder pasar en el Reino Unido, sin soporte ni amparo legal alguno. Los que llegan a los USA procedentes de México y otros países son conocidos como «dreamers».

En este grupo de «hombres invisibles», también incluye a las personas refugiadas que tienen que dejar sus países por causa de la guerra, especialmente la de Ucrania, que nos toca tan de cerca. Ramon Llinas tiene amigos en Ucrania y estaba planeando hacer una de sus exposiciones en Lviv, una de las ciudades devastadas por el conflicto. Ramon Llinas está especialmente sensibilizado por este conflicto y quiere transmitir en sus cuadros y en los mensajes que figuran, el sufrimiento y el desamparo de estas personas y apoyarlos a través de sus cuadros y textos, que quieren ser los «gritos mudos de estos hombres invisibles». Con sus obras, quiere dar visibilidad a algunos de los problemas sociales que más nos afectan.

Ramon Llinas tiene una colección de Arte, con obras propias y de otros artistas de Arte Contemporáneo y quiere impulsar un proyecto para integrar social y laboralmente estos colectivos de «hombres invisibles» que están en claro riesgo de exclusión social.

El objetivo del arte, muchas veces, es expresar una experiencia, una emoción o una situación al público que lo observa. Artistas como Ramon Llinas, transmiten un importante mensaje para nuestra sociedad a través de sus cuadros y sus textos reflexivos. Las obras de Ramon Llinas también son una forma de reivindicar una necesidad social.

Siguiente publicación

RBA, una empresa familiar

Únete a la discusión

Comparar listados

Comparar

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies