La vivienda como inversión para la jubilación

La vivienda como inversión para la jubilación, puede ser un buen plan para tu futuro financiero.

Antes de entrar en el tema e tener una inversión inmobiliaria como planificación de la jubilación, decir que es importante diversificar las inversiones. Con el fin de conseguir una buena salud financiera de cara al futuro.

Puedes plantearte esto: ¿Cuentas con conocimientos financieros para sacar el máximo rendimiento a nuestros recursos financieros, tus ahorros? Quizá la mejor manera será contar con la ayuda de un asesor financiero. Tu asesor te preparará un Plan de Pensiones Catalana Occidente .

Invertir en un inmueble para alquilar y complementar la pensión con esos ingresos es una idea financiera atractiva.

La inversión en el sector inmobiliario, desde siempre se sitúa como una de las opciones favoritas en la estrategia de inversión de muchos españoles.

Los precios de compraventa en el mercado inmobiliario siguen oscilando, pero a la larga subiendo, del mismo modo que lo hacen los precios de los alquileres.

Lejos queda la burbuja inmobiliaria y el año 2015 en el que los precios de la vivienda en España tocaron mínimos. Desde entonces, los importes de los inmuebles han subido  alrededor del 13%, según TINSA, sociedad de tasación.

Los alquileres suben y suben, sobre todo en las grandes capitales, según el portal inmobiliario Idealista.

Los inversores ven en la vivienda el atractivo que había perdido en los últimos años, especialmente cuando tenemos en cuenta que la rentabilidad por alquiler sube, y si sumamos la plusvalía, el aumento del valor del inmueble, entonces la inversión en vivienda adquiere un mayor atractivo para el inversor.

Hasta no hace mucho tiempo era generalizado el pensamiento de que los inmuebles siempre suben de valor, y esto sigue siendo así, siempre y cuando nuestro horizonte temporal para la inversión, en este caso inversión para la jubilación, sigue estando vigente.

Pero, si algo hemos aprendido de la burbuja inmobiliaria es que ni las rentabilidades pasadas no están garantizadas, ni hay ningún activo libre de riesgo en el mercado.

Otras maneras de invertir en inmuebles para la jubilación

Compran una vivienda, como inversión de cara a la jubilación, para alquilarla y contar con unos ingresos recurrentes, ingresos mensuales, que complementen nuestra pensión es una opción financiera atractiva.

Tener un inmueble, un bien físico, para alquilar y generar ingresos a largo plazo. El objetivo de complementar a pensión en la jubilación es una ventaja de esta inversión; otra ventaja importante es el propio valor del bien, que normalmente aumenta con el tiempo.

Cuando pensemos en invertir o no en vivienda, además de valorar sus ventajas e inconvenientes, es importante conocer que existen otras opciones en el mercado si queremos orientar nuestra inversión hacia el mundo de la inversión inmobiliaria.

Invertir en fondos de inversión inmobiliarios

Una ventaja de los fondos de inversión inmobiliarios es la diversificación

Invertir en SOCIMIS

Son empresas cotizadas del sector inmobiliaria. Basan su negocio en la compra, promoción y rehabilitación de activos urbanos que se suelen destinar al alquiler. Algunos ejemplos de socimis, son Merlin Properties o Colonial.

 Invertir en crowdfunding inmobiliario para tu jubilación

Consiste en que los inversores financien de manera colectiva proyectos empresariales a través de aportaciones de capital con las que obtienen a cambio participaciones de la empresa que se encarga del proyecto inmobiliario.

En cuanto a como jubilarte con un inmueble puedes contar en un momento dado con una Hipoeca Inversa Catalana Occidente en función de nuestros objetivos personales.

Presencia del notario en una compraventa

Los gastos notariales en la compraventa de un piso se establecen por el Código Civil de la siguiente manera:

Los gastos de otorgamiento de escrituras serán a cuenta del vendedor. Los de la primera copia y posteriores a la compraventa serán a cuenta del comprador, salvo que se acuerde lo contrario.

Además el artículo 1455 del Código Civil establece que los gastos de escritura en la que es necesaria la presencia de un notario, son del 0,3% al 0,5% del importe total. Estos gastos están regulados por la ley (600 a 875€), en función de la vivienda y su ubicación. También es muy importante añadir que si hay la compraventa de una plaza de garaje, los gastos notariales son asumidos por la parte compradora.